¿Cómo curar un corazón herido?
7 enero, 2014
Nuevas metas
7 enero, 2014

Bullyng: Violencia silenciosa

***Escenarios de abusos, intimidación, violencia física y verbal se da entre alumnos de 6 y 17 años, aunque la edad de mayor riesgo se sitúa entre los 11 y 15 años***

El término “bullying” se refiere a intimidación, abuso y a acciones agresivas intencionales que ejerce un niño o adolescente sobre algún compañero, sin embargo existen otras formas de  acoso escolar o bullying que se dan cuando la víctima no es tomada en cuenta por sus compañeros y llega a ser de tipo psicológico si existe persecución, chantaje, manipulación y amenazas.bullying.

Según estudios realizados, en Venezuela uno de cada tres niños encuestados ha sido víctima de bullying o acoso escolar, registrándose en nuestro país un caso diario al año, dichos estudios reflejan que ésta es una de las causas del abandono escolar en la educación. Este tipo de violencia pocas veces se condena por parecer menos peligrosa, ya que para algunos sólo es un simple “chalequeo” que es normal entre estudiantes pero con frecuencia estas situaciones tienen consecuencias muy graves.

En las instituciones educativas ocurre este tipo de violencia porque existe una relación de poder y dominio en la que el victimario utiliza burlas, intimidación  y agresiones físicas o verbales para demostrar a los compañeros presentes que es capaz de maltratar a la víctima y de esta manera se impone como el más fuerte o el más temido del salón. Las consecuencias que experimenta la víctima va a depender de cómo reaccione, pero entre las más comunes están: la depresión, sentimientos de culpa, miedo y vergüenza porque temen ser como son y temen decir lo que les ocurre por temor a las represalias de sus agresores. La víctima también puede llegar a tener pensamientos suicidas ya que algunas veces atentan contra sí mismos para no seguir siendo objeto de burlas que no pueden manejar.

Los alumnos que son víctimas de bullying o acoso escolar se caracterizan por ser callados, sumisos, sensibles, frágiles, tímidos por lo cual se muestran inseguros y tienen una  actitud de temor en el aula de clases. Por el contrario, los victimarios o agresores son alumnos que insultan con frecuencia, agreden de manera física y verbal constantemente a sus compañeros, amenazan al niño que acosan para que no lo delate, con frecuencia son niños con bajo nivel de aprendizaje y en ocasiones son víctimas de agresión en su hogar por lo que se reúnen en grupos de compañeros atacantes. Las causas por las que un niño ejerce este tipo de abuso y agresión contra otro son incalculables, pero generalmente se debe a problemas familiares, patrones que copian de sus padres y estos padres acostumbran a maltratarlos.

La psicóloga Frangela Alvarado comenta que estas circunstancias que ocurren entre niños es aprendida en el hogar, ya que por lo general ven en sus casas situaciones de violencia en donde los padres son los protagonistas.

 

Mireya Mireya Moya/Prensa Bisturí Magazine

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site is protected by wp-copyrightpro.com

Hide