¿Cómo curar un corazón herido? - Bisturi Magazine
Derechos personales en la relación de pareja
7 enero, 2014
Bullyng: Violencia silenciosa
7 enero, 2014

¿Cómo curar un corazón herido?

Ya no soporto vivir contigo…Pero no sé si podré hacerlo sin ti……

Lo primero que se relaciona con el amor y los sentimientos es el corazón, sin embargo, es necesario darnos cuenta que el amor implica muchas aspectos, cuerpo y mente, la familia de origen,  la personalidad, el  cómo vemos y  nos relacionamos con los demás.

coraz{on roto¿Será posible curar un corazón herido? Inicialmente lo que hay que entender es, sí  la causa de la herida está dentro de nosotros mismos, casi siempre decimos después de una relación o un evento cualquiera, “me rompió el corazón”, “me dejó abandonada(o)”, “me destrozó el alma”, entonces debemos mirar hacia dentro. Ya que cuando asistimos a terapia entendemos que llegamos a la relación con el corazón destrozado y no lo sabíamos, o que traemos un historial de abandono, de maltrato, es decir llegamos heridos, enfermos.

  Buscar orientación durante y después de una ruptura o una mala relación es lo más adecuado, en estos casos la gente busca ayuda especialmente del psicólogo, porque asocian al psiquiatra con locura, esto es un mito, la diferencia es que el especialista en psiquiatría primero es médico y luego realiza postgrado de especialización en psiquiatría, con licencia para tratar con sustancias químicas es decir: psicofármacos, ejemplo de ellos los antidepresivos, ansiolíticos,  entre otros, que de otra manera no deberían ser prescritos, el psicólogo es licenciado en psicología y también puede realizar especialización clínica, que le permitiría abordar con psicoterapia. En todo caso ambos especialistas están plenamente capacitados para abordar estos casos, o sea, podemos ayudar.

 A veces nos preguntamos por qué siempre que comenzamos una relación esta fracasa al poco tiempo, por qué siempre nos toca tal o cual persona con las mismas características negativas y perjudiciales, en estos casos es necesario acudir al especialista, es deber ir, es el compromiso que se tiene consigo mismo de realmente saber qué pasa y querer resolver el conflicto. El ejemplo más común: Una persona que se casa varias veces y en todos los casos la otra  persona es alcohólica, o le ocasiona maltrato físico y o psicológico.

En este momento deberíamos cuestionar  y preguntar: ¿Qué es lo que pasa conmigo?, y más en estos tiempos donde la elección de parejas ya no depende de una familia u otra, de casamientos por conveniencia, a pesar de que en la actualidad llegamos a la vida de pareja de la manera menos adecuada. Es decir,  la búsqueda de pareja se está haciendo prematuramente y no tiene nada que ver con la edad, lo que pasa es que no estamos preparados para hacerlo, aportar la cuota de compromiso necesaria, porque la madurez emocional no tiene nada que ver con la fecha de nacimiento. La búsqueda de pareja se realiza para complementar, vamos en busca de algo que nos falta, que nos dé seguridad, nos sostenga, buscamos amor, representación, algo que lucir, en otras palabras buscamos seguir teniendo lo que recibimos de nuestros padres y lo que nos faltó de ellos.

Es muy complicado porque, si la imagen que tenemos de quien debió garantizarnos protección, y nos dio la vida no es buena, ¿cómo busca pareja una persona que viene de un hogar donde hubo maltrato, desamor o abandono?, lo más contradictorio es que en esas condiciones buscamos mantener el  mismo esquema de vida que traemos.   En un hogar donde hay padres amorosos, reglas y normas bien establecidas, comunicación, entre otras las posibilidades de relaciones exitosas en los hijos son mayores.

El amor enciende los procesos bioquímicos del ser humano, es una cascada de emociones que rige la primera etapa del amor; temblor en las manos,  taquicardia, y la ansiedad al verse, se deben a la adrenalina y a la dopamina que se genera en este período de la relación, pero si no hay un buen sustrato de compromiso, de madurez emocional, la relación se deteriora porque ese juego pasional se va, se acaba, se agota, por eso es necesario renovar, inventar nuevas cosas que nos mantengan juntos. No olvidar las flores, los detalles, tener un proyecto de vida. En la familia la pareja es prioritaria, los hijos (as) llegan para formarla, para unirla, para fortalecerla, el amor no debe ser condicionado, no debe ser enfermizo, posesivo, te amo porque estás buena, porque me pagas todo, porque me das brillo. En la pareja debe darse el te amo y punto como eres con tus defectos con tus virtudes, en las buenas y en las malas.  

                                                                                                                                                                                                                                   Dra. Dalila Teixeira 

                                                                                                                                                  Médica, especialista en Psiquiatría

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site is protected by wp-copyrightpro.com

Hide